Temporada tras temporada surgen nuevas modas en cuanto a complementos que, pasado el tiempo, nos llenan el armario de bolsos de mala calidad que solo hemos usado una decena de veces y que además, terminan convirtiéndose en una mala inversión si calculamos todo lo gastado.

Nosotros nos dedicamos a las creaciones en piel de primera línea y por ello, estamos familiarizados con la idea de que vale la pena invertir en complementos de buena calidad, pero creemos que es algo que no solo cualquier amante de la moda podría hacer, sino casi cualquier persona, ¿acaso no llevamos bolsos o zapatos cada día, sea cual sea la ocasión?

En este artículo vamos a hablar de bolsos y en concreto, de cómo debe ser ese bolso en el que vale la pena invertir. Sea porque hemos ahorrado un poco, sea porque alguien nos quiere agasajar con un regalo, ¿cómo debe ser ese bolso de buenísima calidad, ese básico de armario que entre en nuestro armario y se quede para siempre?

MATERIAL

Como era evidente, en Timbrados Rubio apostamos por adquirir un bolso de piel de buena calidad. Se trata del material más agracecido, atemporal y resistente que existe, además de que el tiempo juega a su favor y hace más cómoda y gustosa la pieza construida con ella. Si buscamos algo cómodo y que dure, sin duda debemos inclinarnos por la piel.

CALIDAD

Ya que vamos a invertir, debemos fijarnos en que se trata de un bolso de calidad. Pero, ¿cómo saberlo? Toquemos la piel, examinemos los acabados, las costuras, los herrajes, cómo está cosido el interior, los bolsillos… Todo debe tener un aspecto limpio, depurado, recto, perfecto.

DISEÑO

No es que haya un diseño perfecto, pero debemos tener dos aspectos muy en cuenta. El primero, la atemporalidad. Si vamos a invertir en un bolso, este debe funcionar sea la temporada que sea. Por lo tanto, huyamos de modas caducas con formas y/o colores de temporada, que sepamos que no van a seguir vigentes años venideros. El segundo, nuestro propio gusto. Si solemos usar bolsos pequeños, invirtamos en uno de ese tamaño de muy buena calidad. Si año tras año adquirimos un bolso rojo, quizás sea el momento de comprar uno insustituible. Es decir, pensemos en nuestro armario y en qué diseños repetimos, con cuáles nos sentimos más cómodas identificadas. 

USO

Y ya que estamos, que sea un bolso que vayamos a usar bastante, sobre todo si no es una inversión que estemos dispuestas a hacer año tras año. Mejor buscar un bolso de diario, para ir a trabajar o para salir por la tarde, que gastar cientos de euros en una bombonera para bodas que solo saquemos una vez al año como mucho.

INVERSIÓN

Otra elección muy personal. Los expertos en moda aseguran que, si nos ‘olvidamos’ de las grandes firmas, cuyos básicos solo están disponibles si desembolsamos varios miles de euros, podemos encontrar bolsos increíbles de buenísima calidad gastando entre 100-300 euros. A partir de ahí, lo que nosotros queramos invertir, claro está, pero que quede claro que no necesitamos pedir un crédito para tener un buen bolso de piel.

Teniendo en cuenta todos estos factores es posible que ya os hayáis hecho una idea de cómo debe ser ese bolso en el que invertir, ¿verdad? ¡Queremos saber por cuál o qué tipo os inclináis!

Entradas recientes

Comentarios recientes

    Archivos

    Categorías

    Meta